Bien cantaría la abuela, cómo han pasado los años, y es que además de motores más eficientes, nuevas tecnologías, seguridad e incluso autos eléctricos, muchas cosas han cambiado en nuestros vehículos en relativamente poco tiempo, dejando en el recuerdo algunos elementos que hace tan solo una década aún eran comunes de encontrar.

1.- Ceniceros y encendedores

Lo que hace algunos años era común pero sobretodo durante el siglo pasado era casi una obligación hoy es de lo más raro. Se tratan de los encendedores y ceniceros, sí, esos que sirven para prender cigarros y depositar cenizas. Si te has subido a un auto de los años 70 u 80 seguro te habrás percatado que en todas las puertas hay ceniceros y quizá tu primer auto también tenía uno de éstos acompañado del clásico encendedor que presionas para que se caliente. Hoy en día, las armadoras optan por seguir las recomendaciones de los expertos de la salud y han sustituido el encendedor por una toma de 12 V mientras que el kit para fumador se vende como accesorio.

2.- Cubiertas de vinil

Con la intención de ofrecer un look más sofisticado, hace algunas décadas las marcas ofrecían techos de vinil en sus autos más lujosos pero que sin duda pasó a la historia por ser un material que se degrada fácilmente con el clima además de que hoy en día existen materiales más resistentes en caso de optar por un verdadero convertible.

3.- Faros pop-up

Un toque icónico son los faros plegables o retráctiles, tan de moda hace unos 30 años pues daban una apariencia tierna o deportiva según fuera el caso pero también más aerodinámica al tener las luces apagadas. Esta clase de faros fue descontinuada por ser poco seguros para peatones en caso de atropellamiento así como porque en climas muy fríos solían quedarse congelados y por tanto, no levantarse.

4.- Antenas de radio

Aunque cada vez usamos más y más alguna app para escuchar música, todavía es necesario contar con radio AM/FM para tener un sistema de infoentretenimiento completo. Esto obliga a tener una antena que, con el paso de los años, ha evolucionado para estar en el techo, a un costado de la cajuela e incluso llegando a ser retráctil. En la actualidad son más cortas e incluso hay autos que las tienen ocultas bajo el techo, creando un aspecto más limpio.

5.- Llanta de refacción de tamaño completo

La versatilidad en la cajuela es algo que la gente toma muy en cuenta al momento de comprar un auto, llegando incluso a tener doble fondo y compartimentos ocultos, lo que obliga a sustituir la llanta de refacción de tamaño completo por una tipo galleta. Incluso, hay modelos que lo único que llevan es un kit de reparación, por lo que hay que ser más cuidadosos al momento de salir de viaje.

6.- Lector de CD

¿Quién no recuerda aquellos años donde un lector de 6 CDs en el auto era sinónimo de lujo? Pues bien, esa época quedó en el pasado ya que ahora nuestra música sale directamente de un celular, un USB o una app. Dependiendo del vehículo, hay algunos que aún conservan el lector de discos pero la gran mayoría lo ha eliminado pues es un elemento que prácticamente está en desuso.

7.- Ventanas manuales

Pregúntale a un adolescente cómo subir la ventana del auto y te va a decir que es oprimiendo un botón pero si le preguntas a sus papás van a responder que era trabajo manual ya que una manija con movimientos circulares era la responsable de efectuar éste trabajo. Salvo vehículos muy básicos, todos los autos nuevos llevan ventanas eléctricas, siendo uno de los elementos más cómodos al momento de manejar.

Búscanos en FacebookTwitter @motorblogmx e Instagram @motorblogmx

Deja una respuesta