El apellido Type S es sinónimo de alto desempeño en Acura desde 1997 con la creación de NSX Type S en Japón y que posteriormente llegó a EUA hasta 2008 con TLX de aquellos años. Sin embargo, este legado deportivo renace y por primera vez está disponible en México con TLX y también con MDX, el SUV más grande que producen.

El enfoque de las versiones Type S va más allá de tener un motor más potente, pues diversos cambios en chasis y diseño se aprecian en pista, lugar perfecto para conocer el desempeño de MDX con este apellido. Primero, hablemos del diseño, pues a la distancia se aprecia como una camioneta más agresiva gracias a unos rines bitono de 21″ con calipers rojos, los delanteros marca Brembo de 4 pistones, cuatro puntas de escape, fascias más deportivas con tomas de aire al frente y la sustitución de cromo por negro brillante.

Por dentro continúa el enfoque deportivo, más notorio si te vas por la pintura blanca pues los asientos están forrados en piel Milano de color rojo, algo que sin duda destaca entre el resto. Dependiendo del color exterior es que cambia el interior, pudiendo ser negro o Orquídea, un tono entre blanco y arena. Además de ello, poseen formas que soportan mejor el cuerpo independiente a los ajustes laterales que pueden hacerse eléctricamente. El volante deportivo viene plano en la parte inferior con piel perforada y costuras rojas que combina la experiencia del conductor con pedales de aluminio mientras que los pasajeros delanteros gozan también de masaje con 9 modos distintos y 3 niveles de intensidad además de que el sistema de sonido ELS Studio 3D tiene un desempeño superior por ser el Signature Edition de 25 bocinas aunque la mejor parte se encuentra bajo el cofre.

Siendo el SUV más potente creado por Acura, MDX Type S porta un V6 turbo de 3.0 litros con 350 hp y 343 lb-ft que se acopla a una transmisión automática de 10 velocidades y tracción SH-AWD que permiten ofrecer una respuesta acorde a cada momento o modo de manejo, sumando Deportivo + y Elevado pues también cuenta con suspensión adaptativa que suba 50 mm adicionales en dicha configuración o baja 15 mm cuando se busca el mayor desempeño.

Este nivel de potencia merece ser probado en pista, un ambiente que resulta natural para cualquier modelo Type S y es por eso que pudimos conocer de cerca también a TLX. Pero vamos por partes, MDX Type S lleva todo este ADN deportivo pero sigue siendo un vehículo de gran formato y eso impone porque generalmente no asociamos una camioneta de 7 pasajeros con este tipo de ambiente.

Lo primero fue hacer un alce en seco, seguido de slalom para seguir un tramo de curvas para finalizar con una frenada en seco. La velocidad de reacción y la seguridad que transmite con el cambio de dirección es impresionante pues lo hace de manera inmediata y precisa mientras que la aceleración permite alcanzar ritmos elevados fácilmente. En el slalom se comporta como si fuera un vehículo más chico y se agradece que la suspensión se rebaje ya que así va más plantada, cosa que también comprobamos en las curvas.

Por otro lado, TLX Type S, con quien comparte mecánica, es un sedán sumamente rápido que va sobre rieles y reacciona instantáneamente a cualquiera de nuestros impulsos. A diferencia de MDX, cuenta con Launch Control y esto le permite arranques más ágiles. Llevándolo al límite se comporta con total naturalidad y de verdad sorprende la precisión de la dirección, logrando ir hacia donde deseamos sin mayor esfuerzo.

Algo que caracteriza a Acura es el alto nivel de seguridad de serie en todos sus modelos sin importar la versión y por ello también pusimos a prueba algunos de los sistemas, como control crucero adaptativo con asistente de mantenimiento de carril pero sobretodo, el asistente de colisión frontal con frenado autónomo de emergencia. Este sistema es capaz de detectar otros vehículos y lanzar una alerta auditiva junto con una sonora para que el conductor reaccione y así evitar un choque pero, si no lo hace, el auto frenará por cuenta propia. Lo probamos a 40 km/h con un dummy de un auto y mucho valor para no pisar el freno, cosa que asusta pero que no llega a mayores porque realmente es capaz de llegar a alto total en situaciones de emergencia.

Así como la versión Advance, MDX Type S incorpora AcuraWatch, que engloba los siguientes asistentes:

  • Sistema de monitoreo de punto ciego
  • Sistema de conservación de carril + alerta de cambio de carril
  • Sistema de mitigación de salida de carretera
  • Sistema de mitigación de colisión de frenado + sistema de prevención de colisión de peatones
  • Control crucero adaptativo con función de seguimiento a baja velocidad
  • Alerta de frenado por colisión frontal
  • Sistema de previsión de colisión trasera
  • Cámaras 360 grados + sensores de proximidad delanteros y traseros

Con disponibilidad a mediados de mayo, Acura MDX Type S llegará a nuestro país con 4 colores exteriores en una única versión con precio estimado de $1,650,000 ya que la marca sigue analizando la mejor oferta para este SUV de alto desempeño.

Búscanos en FacebookTwitter @motorblogmx e Instagram

By Bruno Dagio

Deja una respuesta